Lo nuevo en Stevia.pe
Remedios caseros para aliviar cólicos menstruales

Remedios caseros para aliviar cólicos menstruales

Todas las mujeres, absolutamente todas las mujeres hemos pasado en algún momento por ese incómodo momento que puede arruinarnos por completo nuestro día, y que no respeta nada, ni fechas importantes ni día de playa ni nada que tengamos dentro de nuestros planes. Cuando estamos en “esos días”, sabemos que todo se complica y se vuelve muy pesado.

El dolor de espalda que da la impresión que se está partiendo en dos, la cabeza que nos está dando vueltas, el hambre voraz de comerse un supermercado completo, hinchazón, náuseas, vómitos y esos cólicos interminables y desgarradores…

Todo esto dificulta nuestras labores cotidianas y hasta nuestro desempeño, ya sea en la escuela, universidad o trabajo- no se puede realizar nada con normalidad. Sabemos por lo que estás pasando y por ello te queremos brindar los siguientes consejos para liberarte o al menos aliviar esos terribles malestares menstruales.

Aunque podamos tener a la mano pastillas que nos prometen ayudarnos a disipar todos esos fastidios, no son recomendables de consumir pues. En estos casos es mejor recurrir a otros métodos más saludables y naturales, y sobre todo más seguros.

1) Una infusión calientita es el primer paso.

Esta es la manera más rápida y sencilla para aliviar el dolor del vientre bajo. Relájate y tómate tu tiempo para preparar el agua caliente y agregarle una bolsita de té, manzanilla, anís o mejor aún, un filtrante de Stevia, con este último puedes no solo disminuir el dolor y relajar el útero, sino que además ayuda a aplacar el hambre y la ansiedad que se manifiesta también por esos días.

2) ¡Haz ejercicios, suaves pero hazlos!

Este tip no puedes dejar de aplicar durante el periodo, pues estarás mejorando el flujo sanguíneo y ayuda a hacerle frente a los dolores menstruales. No te pedimos que corras una maratón completa pero sí que por lo menos con ligera intensidad y de manera suave, camines y realices una rutina de estiramientos, verás como mejoras.

3) Equilibra tu dieta, poco pero con frecuencia.

Al atravesar por ese proceso hormonal, es indispensable equilibrar la dieta diaria, para estimular al mejor funcionamiento de nuestro cuerpo, es indispensable que incluyamos fibra y hierro a nuestras comidas y que por el contrario, eliminemos al menos por esos días el café y el alcohol.
Puedes incluir frutas y verduras para sentirte más aliviada, y un antojo bastante recurrente por esos días son los chocolates. Sin embargo, no abuses, recuerda come poco pero con frecuencia.

4) Compresas de agua tibia

Si a la zona del vientre le administras calor de alguna forma, verás como comienza a relajarse y el dolor va desapareciendo de a pocos, dándole la bienvenida al alivio. Un baño de agua caliente, una compresa de agua caliente (toalla húmeda o bolsa de agua) son de gran ayuda cuando se coloca justo en la zona de dolor. Verás como en cuestión de minutos te comienzas a sentir mejor. Por otro lado, los masajes en la zona abdominal durante unos minutos y con algún aceite esencial, son bastante eficaces.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top